Inicio » El abandono de la educación matemática en México

El abandono de la educación matemática en México

by Eduardo Backhoff Escudero
185 Vistas

Las matemáticas, junto con la lectura y la escritura, representan una competencia escolar indispensable para desarrollar el pensamiento lógico, reflexivo y estructurado de los estudiantes, así como para resolver una variedad de problemas teóricos y prácticos. Las matemáticas, igualmente, desarrollan habilidades cognitivas y metacognitivas, que son transversales y útiles en muchos campos del conocimiento y en la vida común de las personas.

El desarrollo del pensamiento matemático inicia en el ser humano a muy temprana edad, cuando el infante aprecia distintas características físicas de su propio cuerpo, así como las propiedades de los diversos objetos que lo rodean. En su interacción cotidiana aprende a distinguir formas, cantidades y dimensiones. Aprende a contar objetos y a saber que su tamaño se relaciona con su peso. La enseñanza del pensamiento matemático inicia de manera formal en el preescolar y continúa a lo largo de toda la trayectoria escolar del estudiante. A diferencia de otros campos del conocimiento, el aprendizaje de las matemáticas es, en su gran mayoría, secuencial. Es decir, se aprende primero a contar y después a sumar, restar, multiplicar y dividir; para aprender álgebra hay que saber aritmética y para saber trigonometría hay que saber álgebra y geometría. Por ello, los estudiantes con lagunas de aprendizaje en los primeros grados escolares (ej.: fracciones y quebrados), les será muy difícil seguir aprendiendo en los subsiguientes, lo que ocasionará que el rezago escolar sea cada vez más grande.

La enseñanza de las Matemáticas en México ha sido muy deficiente históricamente y está ampliamente documentado que nuestros estudiantes no adquieren las competencias matemáticas mínimas para poderse desarrollar competitivamente en un mundo laboral cada vez más tecnificado y globalizado. Los resultados de los estudios nacionales e internacionales muestran que entre el 50 y 60% de los estudiantes mexicanos que terminan la secundaria presentan deficiencias serias en esta asignatura, y que a lo largo del siglo XXI el país no ha avanzado al respecto. Así, los resultados de PISA (2018) muestran que México está de dos a tres grados escolares por debajo del promedio de los países de la OCDE y casi un grado por debajo de Chile. Si comparamos los resultados del país en PISA a lo largo de los años, observaremos un estancamiento en los aprendizajes de Matemáticas en lo que va del siglo. Resultados similares se han observado en otros estudios internacionales (UNESCO) y en los que anteriormente realizaba el país (INEE).

Sin lugar a dudas, la pandemia vino a deteriorar, aún más, los pobres niveles de Matemáticas de los estudiantes mexicanos, cuyo impacto lo sabremos en el próximo informe de PISA (diciembre de 2023). Como si esto fuera poco, en este año se implementa un nuevo currículo que, en opinión de algunos expertos, entre los que se encuentra el Dr. Raúl Rojas (Universidad Libre de Berlín), tiene muchas deficiencias en la enseñanza de las Matemáticas: 1) desaparece la asignatura y se subsume en los campos formativos “Saberes y pensamiento científico y Lenguajes”, 2) el nuevo libro de texto de 1er grado contiene solo 11 páginas relacionadas con las Matemáticas, 5% de las que contenía el libro del currículo anterior, 3) se omiten contenidos importantes de la asignatura, 4) las secuencias pedagógicas son inadecuadas, 5) los libros contienen problemas absurdos y errores graves y 6) se desea enseñar las matemáticas con base en la solución de problemas de la comunidad, sin tomar en cuenta que no todos los contenidos matemáticos se pueden enseñar de esta manera. Es decir, se observa una improvisación peligrosa en la enseñanza de las matemáticas que compromete el futuro del país y que, seguramente, producirá una brecha más grande entre quienes asisten a escuelas públicas y privadas.

Finalmente, es importante subrayar que las matemáticas son fundamentales para el estudio de las áreas de ciencia, ingeniería, innovación y desarrollo tecnológico. Lo es igualmente para la Inteligencia Artificial; disciplina que es capaz de “aprender” y de utilizar el lenguaje humano de manera asombrosa, y que es capaz de ayudar a resolver una gran diversidad de problemas de interés social. Desgraciadamente, México no le está apostando a una educación matemática de calidad. Pareciera que el gobierno cuatroteísta se conforma con tener un “País de reprobados” (como diría Gilberto Guevara Niebla), dependiente de la mano de obra barata para maquila, que les ofrecemos a los países que sí desarrollan capacidades cognitivas complejas en sus estudiantes.

Presidente del Consejo Directivo de Métrica Educativa, A. C.

@EduardoBackhoff

Facebook Comentarios

También te puede interesar

Contacto

Revista Aula. Revista de periodismo y análisis especializado en temas educativos que fortalece el debate de manera libre y plural.

Publicaciones destacadas

Suscríbete

Suscribirse para recibir noticias de Revista Aula